¡MANZANILLA SIEMPRE!

El té de manzanilla o chamomile es conocido por sus propiedades para aliviar los dolores y molestias. El uso medicinal de la manzanilla se conoce desde los romanos, quienes lo utilizaban por sus propiedades antiespasmódicas y antiinflamatorias. Su acción es muy suave por eso es recomendado tanto para adultos como para niños y se puede consumir con regularidad sin ningún peligro.

Se aconseja tener siempre una provisión de flores de manzanilla para tratar los dolores de estomago, insomnio, dolores de garganta y retortijones. El efecto curativo de la manzanilla se debe al camazuleno y al alfa-bisabolol que forma parte del aceite esencial, tiene efectos analgésicos, antiinflamatorios, antiespasmódicos y antibacterianos. También calma el sistema nervioso e induce el sueno. Además se puede usar en compresas curativas y se puede añadir al agua para bañarse.

La manzanilla tiene varios usos  terapeuticos y entre ellos se encuentran los siguientes:

Las compresas de te de manzanilla alivian el dolor de los ojos, la fatiga visual y la inflamación del parpado, la tintura de manzanilla puede aliviar los dolores de la menstruación.

Tiene propiedades antimicrobianas y funguicidas, se le utiliza para hacer gárgaras cuando hay problemas de garganta y de encías.

Ayuda con la cicatrización,es calmante y tranquilizante, actúa como un sedante suave. Se le usa en caso de irritabilidad, tristeza y ansiedad. 

Ayuda a controlar el eczema y las hemorroides y en cosmética se le usa para aclarar el pelo, descongestionar la piel y calmar irritaciones. Es un diurético suave, ayuda con la gota, artritis y sinusitis, asi como con problemas de asma y gripes.

Texto Original:

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/druginfo/natural/752.html

http://es.wikipedia.org/wiki/Chamaemelum_nobile